Los catalizadores de felicidad: La actitud apreciativa

 

nubes-hacia-abajo-himalaya6
La apreciación nos permite mirar para ver, oír para escuchar y tocar para sentir.

 

La actitud apreciativa nos abre las puertas a disfrutar de un registro de la vida cuya existencia antes ni siquiera imaginábamos. Es como si nuestra mirada sobre la vida se volviera más  amorosa y pudiéramos percibir cantidad de pequeños detalles que la embellecen. La vida adquiere para nosotros un nuevo relumbre.

 

Con ella presente, nuestro foco de atención cambia de la carencia, a la abundancia.Y así  sentimos nuestra existencia más rica, más profunda y vívida.Cada momento, cada detalle, se siente de forma intensa y mágica.

 

La apreciación nos abre al regalo de experimentar la belleza y el misterio que supone cada nuevo día. Nos despierta  a la valoración de lo cotidiano.

 

Lo cierto es que la actitud apreciativa, nos regala  un lenguaje para enamorarnos de la vida.

 

Aquí os dejo algunas de mis  claves para empezar a desarrollarla, por si os pueden inspirar:

  1. Practica el agradecimiento. Enfócate con fuerza en apreciar lo que tienes, por pequeño que sea. Cosas a las que tú no das importancia, pueden ser los sueños que otros desean alcanzar. Incluso en las circunstancias más terribles, puede haber algún detallo de sol, por mínimo que sea. Aférrate a él.

 

  1. Sal de tu cabeza cuando camines  y presta atención a tu alrededor. Levanta la vista de la pantalla de tu móvil. Dirígela al cielo, a los árboles, a las personas. No pases de largo sin ver. Te sorprenderás por todo aquello que te pierdes en el camino.

 

  1. Aprende a valorar aquellas experiencias que por pequeñas que sean, te hacen sentir a gusto contigo mismo. Anotalas e intenta reproducirlas siempre que te sea posible. Comprométete con tu felicidad.

 

  1. Trata de llevar una vida que contenga momentos placenteros. Cada día, dedícate algún momento para disfrutar, aunque sea 20 minutos. Un espacio propio que te conecte contigo mismo. Recuerda que sólo eres responsable de poner límites a los demás para que no absorban el 100% de tu tiempo.

 

  1. Procura ser autosuficiente;  no dependas de condiciones externas para ser feliz. Los cursos de crecimiento personal son de gran ayuda, porque nos facilitan aprender aptitudes nuevas ( asertividad, confianza, proactividad…) y  nos ayudan a desprendernos de miedos y lastres, reforzando nuestra independencia emocional.

 

 ¿ Y tu? ¿ Cómo desarrollas esa actitud? ¿ Te atreves a compartir? 

¿Te interesan los temas de crecimiento personal e inteligencia emocional? ¿ Te gustaría pertenecer a una comunidad de personas conscientes y orientadas?

Si es así, anímate a suscribirte a este blog para recibir los boletines mensuales con el resumen de las publicaciones. Con él deseo ofrecer un espacio de encuentro, aprendizaje y reflexión para personas comprometidas con su felicidad  y  dispuestas a mejorar su entorno mediante la mejora de si mismas.

También puedes seguirme a través de mi página de facebook: www.facebook.com/mariadiezcoach